La hora de la resurrección

quinta-feira, 6 de agosto de 2015


La materia al servicio del espíritu

"El problema vital es el alma  
el problema es de resurrección...
- Silvio Rodríguez-
  
* Por Alú Rochya

Decir que este mundo está en crisis es, a esta altura, una obviedad. Sin embargo suele resultar menos obvia la afirmación de que la crisis es terminal. Sólo pensar en ello como una posibilidad asusta a muchos. Y una desoladora aflicción se revela en interrogantes un tanto desesperados: ¿Terminal?... ¿Quiere decir que todo se terminará?... ¿Y entonces, qué podrá sucedernos, adónde iremos a parar, qué haremos?...

En las respuestas ausentes se afincaban las angustias agitadas por la profecía maya del 21/12/2012. Y aún cuando la misteriosa fecha quedó para atrás como si nada hubiese acontecido, la idea de lo terminal, la idea de algún tipo de fin, la intuición de que estamos cerca de un final produce un inevitable desasosiego que, a menudo, pretende ser escondido fingiendo que el asunto  no nos interesa ni un poquito. Pero la pérdida de sentido, de rumbo claro en el que anda derivando el mundo acaba por inquietarnos el alma. 

Creo que debería resultarnos menos trágico y aterrador abrir los ojos y la mente para ver y comprender que estamos vivenciando el momento final de una civilización. No de una civilización ajena a nosotros sino de nuestra propia civilización. Esa que con acciones y omisiones, con más o menos entusiasmo, con mayor o menor participación, nosotros mismos hemos ayudado a construir a lo largo de miles de años. Y cuyo desarrollo alcanzó su culminación en la segunda mitad del siglo 20, a caballo del salto tecnológico.

Por ahí andan presidentes y líderes mundiales lidiando con su impotencia para evitar una catástrofe financiera global que arrase con todo y acabe por revelar los falsos cimientos en los que se erige el sistema materialista -con sus variados tonos sociales y económicos. Sin embargo, los esfuerzos -incluso los  bienintencionados- no resolverán la cuestión de fondo. Por más drásticas y estrictos que sean, esta vez no hay correcciones ni buenas administraciones que valgan. Porque el cambio que se viene no es un cambio materialista sino una profunda mudanza espiritual.

La materia es sólo el medio
No encontraremos la solución dentro del problema. Este existe a consecuencia de una visión obsoleta de entender la vida en este planeta y hoy, por obsoleta, totalmente errada. Los seres de luz que encarnamos como humanos venimos aquí a fin de experimentar diversas vivencias que sirvan a un plan de evolución propio, individual. El propósito es la evolución del espíritu que somos -eterno y perteneciente a otro mundo- y no la evolución de nuestra posición financiera en la breve experiencia carnal que ensayamos en este planeta. Y cuando hablamos de espíritu hablamos de emociones, sentimientos, valores éticos, conciencia, vocaciones. No hablamos de cuentas bancarias, títulos de propiedad, capacidad de consumo o cargos de poder.

Estamos en este plano/planeta para usar la materia como herramienta para nuestro aprendizaje/evolución, materializando acciones que nos permitan crecer espiritualmente. Ejemplos: para ejercer la honestidad necesito encontrarme una cartera con dinero y devolverla a su dueño; para ensayar mi solidaridad necesito un plato con comida para compartirlo con mi vecino hambriento. Es decir, preciso de materia tangible, visible, palpable para realizar, hacer realidad, las condiciones invisibles del invisible espíritu que soy, para practicar lo que voy aprendiendo. Comprendes?


La materia al servicio del espíritu

Sólo que por ese camino de organizar la materia para usarla como medio del aprendizaje espiritual acabamos confundiendo el medio con el fin. Y organizar la materia en ingeniosas producciones -desde una mesa a  un computador- pasó a ser el fin. Y con ese fin creció la obsesión por tener materia/objetos/cosas creyendo que así crecíamos, usando el parámetro de la comparación con los demás: este tiene más porque ha "crecido/evolucionado" más que yo; aquella tiene menos, pues ha "crecido/evolucionado" menos que yo.

Y así venimos, desde hace un buen tiempo, enredándonos en ese fatal equívoco, creyendo píamente que si tenemos cosas seremos felices, evolucionados, triunfadores y que más seremos todo eso cuanto más cosas tengamos. Y es, realmente, así?...Ya alcanzaste las cosas que perseguías? Sí?... Y qué tal, eres feliz, te sientes triunfador, estás en paz, ya nada te inquieta?... O tal vez aún no te hiciste de todo lo que deseas y no paras de correr, molerte el cuerpo y el alma y sufrir corriendo detrás de las metas?...   Tienes a alguien que mucho te ama y amas mucho a ese alguien? Te valora por lo que tienes o por lo que eres?...  Atrincherad@ detrás de todas tus muchas o poquitas posesiones materiales, te sientes una persona dign@ y respetada por los demás?

La alquimia del ave fénix
Has logrado desarrollar tu vocación y trabajas en lo que más te gusta? O aún le das duro a ese empleo mediocre para pagar las mensualidades de las cosas compradas y dejas para más adelante hacer lo que te pide a gritos el alma? Te sientes que has evolucionado como persona? Te conoces mejor por dentro?  Has descubierto ya tus virtudes y te dedicas a pulir tus defectos como ser humano? Te sientes verdaderamente libre? Piensas que estás haciendo lo necesario para cuidar de tu vida, la vida de los tuyos y la vida del planeta que habitas? Ya lograste advertir que la suma de todos los objetos que has juntado y su precio de mercado no vale ni un gramo de lo que vales tú como persona?

Si diseñar, alentar y desarrollar  una sociedad de producción y consumo imparables nos ha llevado a un mundo tan desigual como injusto, porque insistimos en repetir la fórmula? Si esto ha resultado la raíz del problema cómo podría resolverse el mismo procurando fabricar y distribuir más cosas entre la gente?... Porque se pretende ser "justo" incluir a los "excluídos" en el perverso circuito de consumo
?...   Acaso detendremos el consumismo consumiendo más?... Tal vez el voraz e insolidario sistema productivista será frenado produciendo todavía más? La arrasadora y obscena huella ecológica será disminuída extrayendo más materia prima de la tierra? Recientes proyecciones cientificas hablan de un fin del mundo para el año 2100 cuando el planeta haya sido arrasado y no existan posibilidades de alimentarnos.    


La materia al servicio del espíritu

Evidentemente que no será con más gasolina que apagaremos el fuego, verdad? Vamos a tener que modificarle el rumbo a nuestra vida, retornar al plan original -cuyas claves las encontramos en el modo de ser de toda la naturaleza-, acompañando los nuevos vientos que anuncian que una era llega a su fin y otra era se apresta a comenzar. Y que no hay modo de detener eso. Pues se trata de un plan que nos supera. Somos apenas una parte del Plan Maestro, orientado por el Gran Espíritu del Universo. Y ese plan contempla mudanzas astrales que alcanzan a la Tierra y a todos sus seres vivos. Todo el sistema solar está girando hacia posiciones cósmicas de mayor luz.  

En ese movimiento de expansión del universo -que no es otra cosa que la expansión de la conciencia misma del universo- una nueva energía está llegando al planeta trayéndonos benditas vibraciones de amor, de paz, de justicia, de solidaridad, de fraternidad, de benevolencia. Resultaría interesante que nosotros comenzarámos a alinearnos con ese Gran Cambio, empezando por mirarnos el alma y mirar el alma de los demás. Y encontrar en ese territorio invisible, y no obstante poderoso, las verdaderas razones de existir, de estar aquí y ahora en este bendito planeta. Que no es otra cosa que crecer y expandirnos, al ritmo del todo universal. 

Es la hora de resucitar, como el ave fénix, de las cenizas de la vieja, decadente y obsoleta civilización materialista, dejando de ser apenas materia, carne limitada y volviendo a ser espíritu todopoderoso, pura alma. Para sólo vivir desde el alma, poniendo el vehículo de nuestro cuerpo y las demás manifestaciones materiales al servicio del aprendizaje y la evolución del espíritu divino que somos. Sólo así alcanzaremos ese estado de paz y felicidad que tanto anhelamos.q
_______________________________________________________________________________
Que achou você desse post? Clique abaixo, no link COMENTÁRIOS e deixe sua palavra...

|| MAIS INFORMAÇÃO

0 COMENTÁRIOS :

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...